Informar, persuadir y acompañar a través de la voz

Por Mía L. Quiles Vázquez

¿Cuál es el rol del locutor? Para contestar esta interrogante sepa que es una profesión de la cual usted se beneficia todos los días. Dos locutores – Fernand Reyes y Benjamín Rivera – comparten sus experiencias sirviéndole a los oyentes.

Según la Real Academia de la Lengua Española (RAE), el locutor es una persona que tiene por oficio hablar por radio o televisión para dar noticias, presentar programas, entre otros. El actual locutor del programa mañanero En Ruta de la emisora Nueva Vida Fernand Reyes, entendió muy temprano el poder que tiene la palabra. Cuando apenas tenía 15 años, su primer empleo en radio se vio amenazado. En ese momento, supo usar su voz como instrumento efectivo, precisamente, para retener su puesto. Según Reyes, con un triste, pero sincero “por favor ayúdame”, comprobó como la gracia que provenía de su voz logró convencer – en aquel momento – a la oficial del Departamento del Trabajo, quien lo dejó permanecer en su primer empleo en la radio a pesar de que era un menor de edad.

“El proyecto del Doctor Radio es uno muy importante en mi vida”, señaló de la peculiar encomienda que inició en el 2009 en para el Hospital Menonita de Cayey. La creación de una emisora propia del hospital puesta al servicio de los pacientes de la institución y además la razón por la que fue bautizado desde entonces con el seudónimo del doctor radio. De hecho, con su labor de animador radial, ha logrado una cercanía especial con su audiencia, ya que mediante su medio de trabajo y su voz puede crear un ambiente de esperanza y descanso en la institución hospitalaria en Cayey. Adicionalmente, menciona que ha podido apreciar los frutos de su trabajo cuando el público que lo escucha se acerca mencionándole la paz o felicidad que sienten al sintonizar la emisora de Nueva Vida por las mañanas. Esta misma experiencia la ha podido tener con más cercanía mientras está en la labor de su proyecto personal en el hospital.

En perspectiva, la clave de ser un buen locutor es tener la habilidad de escuchar más que hablar, y aprender a hacer lo mismo con su audiencia, expresó el veterano de la radio con 33 años de trayectoria. Añade que le ha tocado hacer un tipo de locución que ha impactado el corazón de la gente otorgándole una misión bien bonita.

La credibilidad y el poder que tiene el locutor se evidencia en un evento histórico que tomó parte el 30 de octubre de 1938. Según documentado en la revista de History, un actor llamado Orson Welles está al aire, junto a su “Mercury Theater Company” presentando su interpretación de la novela de ciencia ficción “La Guerra de los Mundos”, de H.G. Wells. Lo que aconteció en esta transmisión es que Welles hizo esta historia con el giro llamativo de hacerlo como si fuera una noticia hecha en vivo. Ya que hubo varias personas que se conectaron a la transmisión luego de que se hizo la aclaración que lo presentado era una obra de ficción y no un evento actual, varios oyentes creyeron que esto era un reportaje legitimo creando caos.

Este es un grandioso ejemplo de cómo el rol del locutor está ligado inequívocamente a la audiencia por medio del mensaje que se le provee. Hoy en día hay éticas y prácticas para estos trabajadores a disposición de la ciudadanía, ya que tienen una responsabilidad social gracias a su gran impacto. Asimismo, el locutor comercial y la voz oficial de la televisora TeleOnce – Benjamín (Bengie) Rivera – enfatizó que el rol del locutor, a través de buenas ejecuciones, es llevar un mensaje y que se crea tal cual es. El fin es que la audiencia pueda digerirlo correctamente. El también ingeniero de sonido presentó que por medio de técnicas como: la entonación, emociones, buena dicción y con la correcta proyección, se trata de convencer que ese mensaje que se está llevando es el correcto.

Leave a Reply